viernes, julio 18, 2008

CONAPO: entre la política laica y la teocrática

Ausencia de planificación familiar genera pobreza, mala alimentación, escasa salud... es decir, la ausencia de capacidades para ser una persona plena. Eso producirá el giro a la derecha en CONAPO.


Hace días el Secretario de Gobernación, Juan Camilo Mouriño, despidió a la Dra. Elena Zuñiga, secretaria general del Consejo Nacional de Población, experta que lleva dedicada toda su vida a la ciencia que estudió: la demografía. Gobernación inventó el cuento de que no se certificó a tiempo, historia que demostró Zuñiga era falsa. El problema no era ella, era su jefa, Ana Teresa Aranda, subsecretaria de población y asuntos religiosos, mujer cercana a la ultraderecha religiosa, y quien siempre vió con malos ojos la política laica de planificación familiar de Conapo. Y esta semana Gobernación designó como nueva cabeza de Conapo a Félix Vélez, de quien dijo el Reforma ayer (Página 8/Nacional):

"....es un experto en políticas públicas en materia social y económica, pero no tiene trayectoria profesional en temas de población...."

Vélez , continúa Reforma, más bien tiene el mérito de ser cercano a Ana Teresa Aranda, quien lo designó como subsecretario en Sedesol cuando ella era la titular en el gobierno de Fox. De nuevo, la política del compadrazgo y el regreso de la gestión pública en base a la improvisación.

La Dra. Zuñiga tenía una trayectoria de casi 30 años en población, tanto que la ONU hace poco la eligió como cabeza de una comisión sobre el tema, comisión que ahora está en problemas por su remoción en México.

Vale recordar que le removieron cuando el presidente Calderón estaba de gira en Japón. Le avisaron un sábado, y tuvo que ir por sus cosas el lunes siguiente. Ya saben, la cortesía católica de Ana Teresa Aranda en acción.... Vemos 40 años de políticas públicas sobre planificación familiar yendose al caño. Y Calderón no dice nada.

Hoy aparecen las dos versiones del cambio de rumbo en Conapo:

- La versión laica y comprometida con una política de población la da Gabriela Rodríguez , directora de Afluentes, en La Jornada.
- Y la propuesta teocrática de política pública en educación sexual que propone Paz Fernández Cueto, de la Red Familia y Vida y Familia AC, en Reforma.


2 comentarios:

Odile dijo...

Solo se puede enseñar con el ejemplo, cuando estaba en la secundaria (d religiosas by the way) ibamos a diferetes rancherias de municipios pobres, el in era apoyar en las celebraciones de Semana Santa, pero bajita la mano empezaron a haber cambios pues las mujeres (ok, niñas de 13 años) vieron q no todo es q las casen y tener los hijos q Diosito envie... cambios lentos pero seguros. No se puede llegar a comunidades olvidadas con ideas de cambio de la noche a la mañana, sus usos y costumbres (q de laico no tienen un pepino) no lo van a permitir se les acabrain las esclavas encerradas en cas, perdón las señoras decentas dedicdas al hogas.

Alfredo dijo...

Esclavas!!! Esa es la palabra.... Jeje. Y luego lo peor es que a ellas les da sida, porque sus maridos se van al norte y después regresan, y como ellas no pueden pedir que usen condón (porque el Papa lo prohibe, y claro pedirlo sería ser desconfiadas) se infectan....

Hay que hablar tanto de estos temas... Gracias por venir Odile.