viernes, junio 20, 2008

Teofobia


Una nueva palabra ha nacido. El movimiento del nuevo ateísmo agarra mayor dinamismo, mientras las malas noticias por parte de sus enemigos (los que creen en "poderes superiores") se acumulan: una maestra en Ohio quemó cruces en los brazos de sus estudiantes de secundaria...

3 comentarios:

Odile dijo...

No me ha quedado claro el punto de esta esta entrada, ¿haces una crítica de la gente relogiosa y apoyas a aquella q considera q la cree es "menos" intelignte? o ¿desapruebas a la gente q lleva su creencia a extremos y desapruebas a la gente q prejuzga a la gente religiosa? o ¿cuál es el punto de tu entrada?.
Encuentro muy perturbador q librepensadores desaprueben q sus camaradas universitario sean religiosos (por mi q crean en Odín) por considerarlo un apoyo (como un objeto de transición) pero aprueben el tabaquismo (q es una adicción y un objeto de apoyo), ¿dónde qedó la libertad de culto y de acción? Creo q mientras mi creencia no afecte mi trabajo puedo creer, si me place, en Tezcatlipoca...
Los teofóbicos me parecen tan cerrados como los mormones q no permiten tomar café (cada uno se va a su extremo de intolerancia).
Siempre q se ataca con insultos a cualquier movimiento solo se demuestra el temor a q las propias creencias sean debiles y la intolerancia se convierte en la mejor arma contra esa "debilidad".

Alfredo dijo...

Hola Odile,

El punto más bien es provocar el debate...

Todo culto debe ser posible? Por qué? Debe tener límites? Cuáles? Creo que la libertad de culto se da por sentada pero nunca reflexionamos si es legitimo indoctrinar a menores de edad cuando aun soy muy inmaduros psicologicamente y es facil que discriminaciones de género (por causas religiosas) se les graben mejor, solo por dar un ejemplo. Creo este debate es muy necesario...

Odile dijo...

Mhhh, eso de adoctrinar menos es todo un punto, es decir yo fui criada en un ambiente "religioso" es decr mi pa me enseño oraciones, mi ma me llevaba a misa y estuve en escuela de monjas, pero en si nunca me obligaro ni a rezar, ni a ir a misa y nunca jamás a una masiva peregrinación a La Villa.

Como padre la responsabilidad de brindar a los hijos las harramientas de un criterio propio es complicado, pero con el crietrio correcto se puede enseñar algo muy importante: el respeto (la tolerencia siempre me ha parecido algo así como pues me caes en el higado o pienso q eres un retardado, pero te aguanto porque soy chido y tolerante) pues este nos indica que entiendes a la otra persona y que respetas "su diferencia" y al haber respeto puede haber dialogo, entendimiento y mejora como seres humanos.

Me considero una catolica laxa, pero me sigo por el Nuevo Testamento: ama a tu projimo, si eres libre de culpa tira la primera piedra (¿quién es libre de culpa? y si la arrojas has juzgado y condenado a tu projimo), es decir no soy una sanata, pero inteto llevar mi vida de la manera en q mis acciones no me afecten, ni afecten a mi projimo(diria mi abuela: una cosa es ser sumisa y otra su mensa).